Estamos en: Lenguas del Mundo > Familia Indoeuropea > Rama Germánica > Grupo occidental > Lengua Frisona
Lengua Frisona

Situación geográfica

Historia

Los registros más antiguos en frisón, frysk, proceden del siglo XIII, aunque los documentos legales que contienen fueron probablemente compuestos en el siglo XI, en la variante denominada Antiguo Frisón, tras lo cual hacia 1550 se desarrolla el Medio Frisón y el Moderno frisón toma lugar desde 1800 en adelante.

El frisón es la lengua más próxima al inglés, y pertenece al grupo anglo-frisón, dentro de la rama occidental de las lenguas germánicas. Posee palabras parecidas a las inglesas, como chico (boi en frisón y boy en inglés), doce (tolve en frisón, twelve en inglés), o el pronombre de tercera persona él, (hy en frisón, he en inglés).

Hacia el comienzo del siglo XIX parecía que la lengua se extinguiría ante el avance del neerlandés y del bajo alemán, pero con el Romanticismo propio de ese siglo surgió un renovado interés en la vida local y se crearon sociedades para la preservación de la lengua y la cultura frisona. Al principio lentamente, los objetivos de este movimiento frisón fueron cuajando, especialmente en la provincia de Friesland, donde en 1937 la lengua fue aceptada como asignatura opcional en las escuelas primarias. Se fundó una Academia Frisona en 1938, publicándose en 1943 la primera traducción de la Biblia. En 1955 la lengua fue aprobada como lengua de enseñanza en los dos primeros años de la educación primaria y en 1956 se aprobó el uso del frisón en los tribunales.

A pesar de esta gradual resurrección del frisón, el holandés sigue siendo la lengua primordial en Friesland. Casi toda la enseñanza se da en holandés y los periódicos escriben en esa lengua aunque contienen artículos ocasionales en frisón. También la mayor parte de los programas de radio y televisión están en holandés. Existe un entusiasta movimiento literario frisón pero sus obras no tienen mucha difusión. Más aún, aunque el frisón sigue siendo usado ampliamente como lengua oral cotidiana se observa un creciente uso de un frisón holandés que con contiene numerosos préstamos del holandés normativo.

La posición del frisón oriental y septentrional en la regiones alemanas es mucho más débil, usándose sólo como un dialecto local comparable a los muchos dialectos bajo alemanes de los alrededores.

Datos

La mayor parte de los hablantes en frisón son bilingües en holandés (occidental), bajo y alto alemán (oriental y septentrional) e incluso en el dialecto juto del danés (frisón septentrional). Cada una de estas variantes está en declive, siendo la más débil la oriental y la menos la occidental. En las últimas décadas se han hecho esfuerzos para preservar la lengua y se ha publicado un diccionario para la variante oriental, una publicación regular para la septentrional y programas en radio y televisión para la occidental.

El frisón no se ha hablado tradicionalmente en It Bilt, una zona rescatada al mar en el siglo XVI y colonizada por granjeros holandeses.

Hay unos 300.000 hablantes en lengua frisona.

Dialectos

La lengua frisona moderna tiene tres variantes mutuamente ininteligibles entre sí: 

  • Occidental (frysk), hablada en el norte de la provincia holandesa de Fryslan por unas 400.000 personas, la mitad de las cuales la consideran su lengua materna. Esta variante occidental tiene menos diversidad dialectal que la septentrional lo cual explica, junto al elevado número de hablantes (400.000) por qué es el dialecto normativo literario. La variación dialectal se confina mayormente al nivel léxico y fonológico. La figura inferior muestra los diferentes dialectos occidentales; la lengua normativa es la Klaaifrysk siendo otra importante variante la Wâldfrysk o frisón del bosque; los dialectos occidentales que difieren más del normativo son los hablados en la ciudad de Hylpen y en las islas Skiermûntseach y Skylge, donde se hablan dos dialectos frisones: aasters y westers. El dialecto del Súdwesthoeke se sitúa a medio camino entre los principales dialectos.

  • Septentrional (friisk, frasch, fresk) hablado en las islas y la costa noroccidental de Schleswig-Holstein por unas 10.000 personas. Se subdivide a su vez en dos grandes grupos dialectales: el continental y el insular. El insular a su vez se subdivide en los dialectos de las islas Sylt, Föhr, Amrum y Helgoland. Los dialectos frisones septentrionales no siempre son mutuamente inteligibles. La gran variedad lingüística del frisón septentrional está reforzada por el hecho de que la región es el punto de encuentro de las ambiciones territoriales y de las lenguas de Alemania y Dinamarca. Un cierto número de personas en Frisia septentrional hablan danés y dicha lengua, especialmente el dialecto juto, ha influido al frisón que allí se habla. Además, el bajo alemán y el alemán normativo han servido por mucho tiempo como linguas francas, por lo que hay pueblos que son cuatrilingües: frisón septentrional, juto, bajo y alto alemán, dependiendo de los hablantes y de la situación. Hay un pequeño número de niños que aprenden la lengua pero pocos continúan usándola después. La mayoría de los idiolectos están fuertemente influenciados por el bajo sajón y el alemán. Está seriamente amenazada en Alemania y extinguida en Dinamarca.

  • Oriental o saterlandic (friisk) o frisón sater, hablada sólo por algo más de mil personas en los tres pueblos (Ramsloh, Strücklingen, y Scharrel) de Saterland, situados en Alemania entre Bremen y la frontera holandesa. A esta variante frisona no hay que confundirla con un tipo de bajo alemán denominado ostfriesisch, aunque el frisón oriental que un día se habló extensamente por las zonas rurales se llamaba ostfriesland. Su uso retrocedió notablemente cuando los últimos hablantes del dialecto oriental de Wangerog murieron al principio del siglo XX, dejando Saterland como el único bastión del frisón oriental. En los pueblos de Schäddel, Strukelje y Roomelse hay unos 1.000 hablantes de esta variante, todos de mediana o avanzada edad. Todos los idiolectos están fuertemente influenciados por el bajo sajón y el alemán. Está seriamente amenazada.

Escritura


Mateo 4:10 en frisón

Gramática

Ya desde el principio el frisón antiguo muestra características que lo distinguen junto con el inglés de las demás lenguas germánicas. Entre las mismas están la pérdida del sonido nasal *f, , y *s, la palatalización del proto-germánico *k antes de vocales frontales y de *j y la palatalización del proto-germánico *g antes de vocales frontales. Además, el antiguo frisón muestra palatalización de del sonido gg del proto-germánico *g antes de j.

Las siguientes características se refieren al de alguna manera frisón occidental normativo, que se habla en la provincia de Friesland.

El sistema de consonantes es el siguiente: oclusivas p, b, t, f, k, g; fricativas f, v, s, z, ch, g; nasales m, n, ng; líquidas l, r; semivocales w, h, j.

Respecto a las vocales y a los diptongos la siguiente tabla muestra tales sonidos.

PUBLICIDAD 
Su publicidad aquí
Your advertisement here